Innsbruck view

Innsbruck 2018 – Un mundial que no entiende de nombres

En Roubaix Rides por Roubaix Cycling1 Comment

Innsbruck 2018 tiene un perfil más propio de etapa reina que de mundial de fondo en carretera. Inevitable pensar en los mejores escaladores del pelotón tratando de dar su mejor versión lectura de carrera. Poca atención prestarán a los pinganillos, su aparente dureza hará de la lucha por el arcoíris una carnicería.

Capital del estado de Tirol, al oeste de Austria y con alrededor de 130.000 habitantes se encuentra esta preciosa ciudad. Inn (río Eno) y Bruck (puente) dieron nombre al municipio de alta montaña, situado en el valle de Eno. A su ya reconocida fama de dureza por el desnivel acumulado de 4,700m y sus 250km, comparable al mundial de mundiales “Duitama 1995”, hay que sumar que la localización contempla temperaturas mínimas de -20ºC a lo largo del año, terreno húmedo y con precipitaciones muy reiteradas donde se consiguen planos de cámara impregnados de verde propios de utopías cinematográficas.

El cambio de rol de los corredores será el más drástico de los últimos años. La tiranía Sagan probablemente llegue a su fin, dando oportunidad a corredores como Nibali, Dumoulin, Froome, Valverde o Aru incluso a escaladores puros de la talla de Landa o Bardet. Un aliciente para intentar añadir a su palmarés un título difícilmente al alcance de corredores de estas características en otras ediciones.

Las ascensiones transcurrirán por el bello paisaje alpino de la Cordillera Norte y la montaña del Patscherkofel, cuya dificultad nos recordará al mismísimo Tour de Flandes. Las imágenes del lago Reintaler See eclipsadas por los mejores corredores protour darán un toque azul a la montañosa zona, que será el escenario perfecto para buscar la épica. En resumen, seis vueltas a un circuito de 24km y una última vuelta a otro circuito de 31km con la subida decisiva a Hungerburg, cuyo porcentaje roza por momentos el 25%.

El escenario invita a un flashback al ciclismo de antaño, donde héroes del sufrimiento vivían las carreras al estilo de la primera estrofa de la canción Hurt (Trent Reznor-1995. Jhonny Cash-2005). Aquella época donde había un refrán que citaba:

“La carretera no entiende de nombres, sino de hombres.”

Más historias:

COLECCIÓN ORIGEN ROUBAIX CYCLING.

Comments

Deja un comentario